warhammer40.net utiliza cookies de terceros para mejorar la experiencia de navegación. Si continuas navegando aceptas nuestra Política de cookies.


Reglas adicionales - Artículos de modelismo y escenografía de Warhammer 40000, games workshop

Reglas de Inquisidores Radicales
para Warhammer 40,000
(3ª Ed.)

Inquisidores Radicales o extremistas para Warhammer 40000

Con todo, hay individuos dentro de la propia Inquisición que defienden la utilización del Caos contra el porpio Caos. Incluso entre sus filas de incondicionales del ordo Malleus, existen individuos que han utilizado con éxito el poder de la disformidad en su lucha contra el Caos. A estos inquisidores se les denomina extremistas (entre otros términos más duros como hereje y traidor) y son constantemente denunciados por los inquisidores puritanos, que les superan en número por mucho. No obstante, algunos de los miembros más respetados de la Inquisición pertenecen a una de las facciones extremistas o las dejan proseguir con sus exhaustivas investigaciones de los poderes del Caos, puesto que entienden que para luchar contra el Caos es imprescindible conocerlo bien.

Hay que admitir que estas investifaciones han dado sus fruto y que muchos Inquisidores del ordo malleus mejoran sus habilidades psíquicas para poder así combatir mejor a su enemigo. Aunque esta práctica es vista como peligrosa (en el mejor de los casos) y como herética (en el peor) por los inquisidores más tradicionalistas, en este tema ellos están en minoría. EL potencial psíquico de la raza humana ha sido puesto a prueba una y otra vez y muchas de las más influyentes instituciones, como el Adeptus Astra telepática y el Navis Nobilite, confían en su uso.

Más allá en la senda de los radicales se encuentran aquellos que utilizan  artefactos impregnados con la esencia del Caos, obtenidos de sus numerosas víctimas. También existen inquisidores que hacen uso de las armas demoníacas de los enemigos que derrotan, puesto que su poder es incuestionable. Se rumorea en las altas esferas de la inquisición que incluso entre los miembros del Adeptus Astartes existen individuos que hacen uso de estos artilugios (como el capítulo astarte de los "Despojadores"). Pero hay individuos que han llegado aún más lejos en sus intentos de atar lo demoníaco a su voluntad y han creado los huéspedes demoníacos. Este altamente peligroso procedimiento sólo es llevado a cabo por los más sabios o por los más temerarios entre todos los inquisidores extremistas. Consiste en encerrar dentro de un ser humano a un demonio de la disformidad, desplazando el alma del humano para que el demonio ocupe su lugar. Con un larguísimo y cuidadoso ritual, el cuerpo de un huésped puede ser preparado para atrapar a un demonio en la prisión de la carne y aprisionarlo ahí con potentes sellos, cadenas santificadas y cánticos de atadura. En teoría, el huésped demoníaco resultante está obligado a servir y a obedecer las órdenes de su captor, aunque esto dista mucho de ser el resultado más común.

La creación de entidades tan blasfemas es suficiente razón para que un inquisidor sea declarado Traitor Excomunatus y sea cazado hasta la muerte por un jurado compuesto por sus iguales. Estos inquisidores más extremistas son declarados traidores y expulsados de su Ordo. Los inquisidores Quixos, Liechtensteun y Kessel son ejemplos de individuos que han creado huéspedes demoníacos y han pagado el precio de su atrevimiento. Ahora son algunos de los personajes más odiados por haber traicionado todo lo que el Ordo Malleus defiende. Hasta para el inquisidor más dedicado, la verdadera amenaza del Caos no está en el campo de batalla, sino en las ideas que este susurra en las mentes de los puros y que pueden llevarlos lentamente a la condenación eterna.


Para poder utilizar estos inquisidores Radicales he elaborado unas reglas especiales dedicadas única y exclusivamente para estos inquisidores. Tu adversario deberá de permitirme el poder usarlas, de lo contrario, deberás de utilizar un inquisidor puritano tal como se describe en el complemente: "Codex: Cazadores de demonios".


Gran Inquisidor Radical

 
Puntos
HA
HP
F
R
H
I
A
L
S
Gran Inquisidor Radical
55
4
4
3
3
3
4
3
10
3+

Escuadra: 1

Opciones: un Gran Inquisidor Radical puede elegir cualquier objeto permitido de la armería de los Cazadores de demonios por valor de 75 puntos . Además, podrá elegir otros 75 puntos de la armería de los Marines espaciales del Caos. Ten en cuenta que sólo podrá elegir armaduras, armas de combate cuerpo a cuerpo y de fuego, pero ningún regalo demoníaco, habilidad especial ni nada que se otorgue gracias a los dioses oscuros del caos.

Escolta: el Gran inquisidor Radical tiene que estar acompañado por un séquito inquisitorial tal y como se detalla más adelante. El séquito inquisitorial y su escolta se consideran una sola escuadra. La escolta no cuenta como una segunda opción de C.G. (no ocupa ninguna opción).

REGLAS ESPECIALES

Psíquico: los Grandes Inquisidores Radical son poderosos psíquicos que cultivan y utilizan su poder para sus propios fines por lo que pueden elegir poderes psíquicos de la succión Poderes psíquicos del Ordo Malleus. Un inquisidor extremista ha de soportar continuamente los ataque psíquicos del caos al utilizar el propio caos para sus propios fines, de modo que cada vez que el inquisidor deba de hacer un chequeo psíquico tirará 3D6, eligiendo los 2 resultados mayores.

Voluntad de Hierro: un Gran Inquisidor Radical tiene una determinación inquebrantable y sabe qué tiene que hacer para conseguir sus objetivos. Por tanto, un Inquisidor Extremista puede decidir superar o fallar automáticamente un chequeo de desmoralización o de acobardamiento (esta habilidad se hace extensiva a cualquier unidad a la que se haya unido). Aunque el chequeo se fallase automáticamente de por sí, el Gran Inquisidor Radical puede seguir eligiendo superarlo o fallarlo.

Personaje independiente: excepto si dispone de una escolta, un Gran Inquisidor Radical es un personaje independiente y deben aplicársele todas las reglas especiales sobre personajes indpendientes descritas en el reglamento de Warhammer 40,000. Si su escolta resulta destruida, el Gran Inquisidor Radical se convierte en un personaje independiente y es libre de uniese a otra escuadra.

Escolta de los Inquisidores Extremistas (Séquito inquisitorial)

Escuadra: 3-12 Cofrades para un Gran Inquisidor Extremista, 0-6 para un Inquisidor Extremista.Opciones: mira las reglas del Séquito inquisitorial para las opciones de equipo.

Transporte: si el Inquisidor Extremista tiene una escolta y él y su escolta suman 10 o menos miniaturas, pueden montar en un Rhino (+50 puntos), en un Land Raider (+250 puntos) o, si suman 12 o menos miniaturas, en un Chimera (+70 puntos). Ten en ucenta que un Redentor con armadura de exterminador no podrá montar en un Rhino y ocupará el espacio de dos miniaturas en un Chimera o en un Land Raider.

AtrásInicio